iglesia de san nicolas de bari en burgos

Arte, historia y prehistoria, naturaleza, gastronomía, Burgos cuenta con suficientes atractivos para pasar varios días descubriendo sus tesoros. El Cid y su leyenda están presentes en esta rica historia y en la fisonomía de la ciudad, que es recorrida día a día por los pergrinos que van en busca del Apostol Santiago.

Muy cerca de la catedral se encuentra el deslumbrante Arco de Santa María,en cuya fachada se encuentran las esculturas de los personajes más destacados de la historia de la ciudad. En su entorno se halla la Iglesia de San Nicolás de Bari, de San Gil o de San Esteban.

No se puede abandonar Burgos sin pasear por el Paseo del Espolón, el más emblemático de la ciudad, donde se encuentra el elegante edificio del Teatro Principal.

Otra visita imprescindible es la Casa del Cordón, construida a finales del siglo XV, testigo de la muerte de Felipe "El Hermoso" y de la promulgación de una de las primeras declaraciones de derechos humanos, auspiciada por Fray Francisco de Vitoria, para proteger a la población indígena de América.

casa del cordon burgos

Si queremos tener una panorámica completa de la ciudad podemos subir al Mirador del Castillo, origen de Burgos y desde donde se contempla todo el patrimonio histórico, artístico y natural que el tiempo ha legado a la ciudad.

En el sur de la ciudad se encuentra el majestuoso Monasterio de Santa Maria La Real de las Huelgas, que conserva una de las colecciones de tejidos medievales más interesantes de Europa. Construido por el rey de Castilla Alfonso VIII, su arquitectura supone una simbiosis de arte cristiano y musulmán.